15 de Marzo | CONSUDEC

Se realizó la Jornada con el CONSUDEC 2018

Participaron directivos y docentes de los distintos niveles educativos.

Esta capacitación fue aprobada y auspiciada por la Resolución del MCECyT de Misiones N° 21/2018.

El viernes 9 de marzo, en el Salón Auditórium del Instituto Superior Antonio Ruiz de Montoya (ISARM) se realizó la Jornada con el Consejo Superior de Educación Católica (CONSUDEC) organizada en conjunto con el Obispado de Posadas, la Junta de Educación Católica (JEC), la Secretaría Episcopal para la Educación Católica y la institución anfitriona. El tema central de la Jornada fue "La misión de la Iglesia en la Educación. Aportes para la articulación entre los niveles del Sistema Educativo". Esta capacitación fue aprobada y auspiciada por la Resolución del MCECyT de Misiones N° 21/2018.

Entre las autoridades asistentes participaron la Ministra de Cultura,  Educación, Ciencia y Tecnología de la Provincia de Misiones, Magíster Ivonne Aquino; la Directora Ejecutiva del Servicio Provincial de Enseñanza Privada de Misiones (SPEPM), Licenciada Liliam Prytz Nilsson; la Directora General de Control y Gestión del SPEPM Licenciada Yolanda Kruchowski; el Profesor Enrique Martín, Director de Asistencia Técnica para la Enseñanza Pública de Gestión Privada del Ministerio de Educación de la Nación; el Presbítero Licenciado Sebastián Escalante, Secretario Canciller de la Diócesis de Posadas; la Magíster María Eva Lescano de Borkoski, Rectora del ISARM y Presidente de la JEC. También acompañaron la Vicerrectora del ISARM, Profesora Natalia Kuperman; la Secretaria Académica, Licenciada Silvia Zuzaniuk; Representantes Legales, Directivos, Administrativos y Personal Docente de todos los Institutos Católicos de la Diócesis.

Este año no pudieron estar presentes autoridades del CONSUDEC debido a que están enfrentando “el gran desafío de planificar el trabajo de los próximos tres años con una Comisión ampliada de Educación del Episcopado”, motivo por el cual la Licenciada María Inés Rubí, Vicepresidente del CONSUDEC, envió una nota de salutación explicando la situación.

Al inicio del acto de apertura el Presbítero Profesor Javier Krawczuk, Asesor Espiritual de la JEC de la Diócesis, guió la invocación religiosa e invitó a realizar, en comunidad, la oración del Laudes.

Luego, la Mgter. María Eva Lescano de Borkoski, dirigió un mensaje de bienvenida en nombre del equipo de trabajo. Agradeció la presencia de las autoridades, especialmente a la Ministra de Educación, resaltó que su participación en la Jornada indica "que las autoridades comprenden la importancia del aporte de la educación católica al sistema educativo provincial". Puntualizó que las disertaciones de los especialistas locales prevista para la tarde, a cargo de los Licenciados Mabel Klinchuk, Héctor Báez y Ángela Benítez, dará respuesta a los pedidos que se hicieron el año pasado. "Como equipo  nos vamos reuniendo a través de distintas jornadas y de encuentros con los directivos especialmente, y vamos sondeando cuáles son las temáticas que quieren abordar, y ha salido como recurrente la necesidad de trabajar la articulación de los niveles, realmente es así. Es algo que está pidiendo el sistema educativo."

Reflexionó sobre el valor del compromiso de los directores y docentes en trabajar el tema propuesto, ya que son los que "están en el llano, en el día a día de las instituciones, que están acomodándose en la vorágine de los cambios actuales. No es fácil, tenemos que movernos, reacomodarnos, salir de nuestras clásicas estructuras, y ustedes están ahí bregando por ello, sin descuidar lo que es la esencia de la educación católica, la importancia de la persona, y sobre todo hoy más que nunca la defensa de la vida".

Finalizó con una reflexión de Monseñor Víctor Fernández, rector de la Universidad Católica Argentina, sobre el inicio del año de trabajo: "[...] hoy es el día para luchar con ganas y gozar con calma, hoy es el día para un encuentro con el otro, para un encuentro con Dios, no lo dejemos pasar , no posterguemos para otro, es hoy”; y animó a los presentes que la jornada "[...]  sea vivida a pleno porque es lo que hoy nos ofrece Dios, es lo que hoy  nos ofrece la vida".

Continuó después  el Profesor Martín, quien citó al Ministro de Educación de la Nación, el Doctor Alejandro Finocchiaro, al señalar "que no se puede retrasar el futuro, hoy quedarse parado es ir para atrás, si tenemos estudiantes que son diferentes a lo que fuimos nosotros y están mediados por otra tecnología, lo  que tiene que cambiar es la forma en que se enseña".

Invitó a los docentes, en este inicio del Ciclo Lectivo, a pensar "[...] acerca de nuestros estudiantes, y sobre las formas cómo los educamos de cara al futuro. ¿Cómo educar hoy? Las directrices que el Consejo Federal de Educación ha definido en el último año invitan a replantear la propuesta educativa en su conjunto, desde el trazado organizativo institucional hasta el trabajo didáctico. En este sentido y acerca del nivel secundario en nuestro país se asume que hay dimensiones que resultan centrales para avanzar hacia el cambio. La organización institucional y pedagógica del aprendizaje, la organización del trabajo docente, el régimen académico, la formación y acompañamiento profesional docente". E indicó la proyección de un trabajo interdisciplinario: actividades extra escolares, proyectos de enseñanzas sobre temas complejos con relevancia social o importante para los estudiantes, con usos creativos y espacios con nuevas tecnologías.

Por último, el funcionario informó que después de varias gestiones se logró la aprobación de la continuidad para el beneficio de las Becas PROGRESAR destinado a los alumnos de institutos públicos de gestión privada.

Después se dirigió a los presentes la Ministra de CECyT provincial, Mgter. Aquino, quien agradeció la invitación y brindó un saludo especial a toda la comunidad docente católica de parte del Gobernador de la Misiones, Licenciado Hugo Passalacqua, que reconoce la tarea y esfuerzo de cada uno en su trabajo como educadores.

Se refirió a la importancia de la temática convocante para la Jornada, puesto que cuesta la transición entre los distintos niveles, y "sabemos el gran desafío de ir avanzando en la educación, es garantizar los mejores trayectos posibles para que transición entre la finalidad de los estudios obligatorios estipulados por la Ley permita que más jóvenes puedan acceder a su proyecto de Educación Superior. No es un tema menor [...] ya que es el tema de trabajo en todos los equipos del Ministerio de Educación [...] Lo que suceda aquí será un insumo importantísimo para los equipos de trabajo, y por eso quiero agradecer y ponernos a disposición para seguir trabajando".

Al cerrar su discurso remarcó "el compromiso de las instituciones católicas en todos sus niveles, las cuales nunca cerraron sus puertas, que siempre están dando clases y ustedes saben que un día que el alumno no recibe clase es un día que se pierde la posibilidad de aprender muchísimo, y realmente este motorcito que no para nunca es una motivación muy grande para los que circunstancialmente estamos en esta tarea de gestión porque es un modelo y un ejemplo a seguir de cómo es importante no perder de vista lo esencial de la educación".

Recalcó como característica la actitud a la vida y a la vocación docente de la educación católica, que se identifica por "nunca renunciar al derecho que tienen los niños y los jóvenes de tener educación todos los días dentro del sistema educativo y seguir trabajando en la resolución de los problemas con la apuesta al diálogo".

Para finalizar los discursos de apertura el Pbro. Escalante, quien estuvo en representación de Monseñor Juan Rubén Martínez, Obispo de la Diócesis, expresó a todos su cercanía espiritual al no poder estar presente por motivos de un viaje inherente a la vida pastoral diocesana.

El sacerdote señaló que "las temáticas que trabajarán en esta jornada tienen como un común denominador el empeño por encontrar herramientas que propicien una educación de calidad cimentada sobre todo en valores. Esto constituye uno de los desafíos más urgentes que la Iglesia y las instituciones de la Iglesia están llamadas a afrontar”.

Agregó que se debe reafirmar la importante labor y servicio que prestan en nuestra provincia las numerosas instituciones formativas que se inspiran en la visión cristina del hombre y la realidad. "Educar es un acto de amor, es ejercicio de la calidad intelectual, que requiere por ello de responsabilidad, de entrega, de coherencia de vida y [...] Cada institución educativa católica es un lugar para encontrar a Dios vivo, que revela en Jesucristo la fuerza transformadora del amor y la verdad".

 

Reflexión desde la Fe y la Doctrina

Por la mañana, la disertación principal estuvo a cargo del abogado, especialista y docente universitario Alejandro Bonet acerca de "La Doctrina Social de la Iglesia Católica. Una nueva inteligencia de la realidad".

Al inicio de su desarrollo mencionó el desafío más grande que han tenido los últimos pontífices, lograr una comprensión más adecuada de la realidad. Por eso articuló su ponencia desde cuatro grandes preguntas orientativas: ¿Qué comprensión tenemos de la realidad actual?, ¿Cuál es la respuesta que nace de la Fe?, ¿Qué significa que la Doctrina Social de la Iglesia Católica es una nueva inteligencia de la realidad?, y ¿cómo seguir un Itinerario educativo que nos permita vivir la realidad de una manera diferente?

Bonet propuso reflexionar sobre la comprensión de la realidad que define la manera en cómo nos paramos ante la misma realidad. Agregó que “el Papa Francisco en el Capítulo III de su Encíclica social "Laudato Si" plantea algo que toca la raíz del hombre contemporáneo, donde descifra un fenómeno nuevo que se da en nosotros, y habla del paradigma tecnológico. Y lo podemos constatar todos los días en los distintos ámbitos de la vida social y eclesial, y es cómo la tecnología tomó posesión de nosotros".

Señaló que "eso no es producto de un pecado sino de este fenómeno de la tecnología, que no dejó a nadie afuera, ni a los niños, adolescentes, jóvenes, adultos, y hasta ancianos. Lo interesante es entender qué sucede con el hombre que está detrás de la tecnología, por eso lo más decisivo es comprender la realidad [...] No hay posibilidad de vivir una fe verdadera sin vivir la realidad, porque si no toca la inteligencia, no toca la realidad. Pasa a ser una formalidad externa de mi persona".

Agregó que "si no entiendo qué sucede con el hombre de hoy, qué nos está pasando como personas, no podré entender qué tiene que ver la fe con eso que me sucede [...] La Iglesia también se contamina de la mentalidad dominante, y necesita permanentemente recuperar la esencia de su mensaje para superar esta contaminación que se produce en ella".

El disertante remarcó que el problema educativo es del adulto, no del niño porque yo no puedo transmitir nada que no me suceda en mi persona. Según lo que me suceda es lo que transmito y sea el chico de 5,10 o 20 años; ese es el eje profundo de la articulación de los niveles, dónde ponemos el acento de la perspectiva de la cual encaramos la tarea educativa.

Recordó que el "Papa Benedicto nos dejó como herencia una nueva comprensión de la dinámica de la fe. A la fe ante todo se la encuentra, es un encuentro. La fe se la aprende escuchando, viendo y tocando. En esa humanidad emerge una personalidad nueva en cada persona, y esa es esencialmente la tarea educativa. Los chicos escuchan, ven y tocan; en eso consisten las tareas que tienen cotidianamente en el jardín y en el terciario. Es decir toda la humanidad de la persona es la que transmite la fe, no el contenido racional que se vuelca, a veces se puede transmitir la fe de manera más convincente enseñando la matemática que catequesis. Por la humanidad que transmite el docente viviendo su fe".

El abogado mencionó que ofreció a la conducción de CONSUDEC una herramienta de trabajo de hace 40 años, acerca de su interés por investigar la Doctrina Social de la Iglesia, buscando y redescubriéndola, que se encuentra ahora plasmada en una sinopsis.

Al concluir su exposición el disertante respondió a distintas preguntas de los participantes.

Seguidamente, la Licenciada en Ciencias de la Educación Cecilia Fariña, de la Editorial Kapelusz, explicó el Proyecto de Educación Religiosa Escolar "Jesús con Nosotros".

 

La articulación entre los niveles educativos a la luz de la misión de la Iglesia en la Educación y el cierre del encuentro

Después del receso, se retomó la jornada con la visualización de un video de la Licenciada Inés Aguerrondo, referido a su conferencia sobre "El nuevo paradigma educativo". Estaba prevista su visita y disertación para introducir al panel “La misión de la Iglesia en la Educación. Aportes para la articulación entre los Niveles del Sistema Educativo”, pero por razones inherentes a su estado de salud, no pudo asistir, y se compartieron las disculpas que envió.

El panel estuvo a cargo de docentes del ISARM, abrió el mismo la Magíster Mabel Klinchuk, quien explicó “La articulación entre los niveles Inicial y Primaria”. Abordó los antecedentes normativos, detalló qué es la articulación desde un marco referencial conceptual, y se enfocó en el marco teórico de la misma.

Continuó el Licenciado Héctor Báez con “La articulación entre los niveles Primario y Secundario”, analizó las prácticas que se realizan y propuso las que se podrían implementar para mejorar la articulación; asimismo, aportó ejemplos clarificadores de esta realidad en instituciones posadeñas.

El cierre del panel estuvo a cargo de la Licenciada Ángela Benítez, quien también es Secretaria Académica de la Facultad de Ciencias de la Salud en la Universidad Católica de las Misiones. Describió “La articulación entre los niveles Secundario y Superior.” Introdujo su exposición con las finalidades de la educación en estos niveles según las normativas de referencia de la legislación vigente. Compartió un diagnóstico de la situación actual y los antecedentes a nivel jurisdiccional y nacional. Terminó su exposición con un análisis de las urgencias que demanda hoy la articulación y con propuestas a implementar.

Al terminar el panel se realizaron sorteos con los premios donados por Mía Distribuciones, Editorial San Pablo, Editorial Kapelusz y Ediciones Montoya.

La jornada de formación finalizó con la celebración de la Santa Misa en acción de gracias por lo aprendido, concelebrada por los Presbíteros Sebastián Escalante y Miguel Ángel Moura.